MI TRIBU PERSONAL: los enredos de maternidad

Su nombre puede sonar muy familiar, o totalmente desconocido. Puedo decir Riki Tikki Tavi  y con ellos, muy probablemente, no les diré nada, mientras que mi hijo me escribe por whatsapp (así son las comunicaciones en tiempos de coronavirus): mamá, recuerdas las historias que escuchábamos cuando yo era pequeño, eran muy buenas … sí, mi amor, eran muy buenas. Teníamos cassettes con grabaciones realizadas por lectores profesionales — los precursores de audiolibros.

Lo conocemos por Mowgli — o por el Libro de La Selva a veces, sin saber siquiera el nombre del autor – Joseph Rudyard Kipling.

Rudyard Kipling, un autor incómodo | Rudyard Kipling, Gran Bretaña ...

Hoy les mostraré su rostro porque estoy convencida que la gente que forman parte de nuestras vidas deben tener rostros 🙂 es importante que veamos una foto antigua y podamos decir. Oh, yo sé es Nitsche, es Rilke, es Cervantes, es Machada … ya me puse romántica, pero negarlo no tiene sentido, solo lo oculto juju ( así habla en whatsapp mi mejor amigo: juju.hola, Tonny!!!) 

Por su puesto, mi historia con Kipling inició para mi con los dibujos animados soviéticos que lleva el mismo nombre que el chico criado por lobos 🙂 para una mente muy reciente de 4 a 5 años de edad, existe tanto en qué pensar y sentir.

Мультфильм Маугли (1967-1971) - смотреть онлайн - советские ...

Yo me quedaba perpleja cómo logró conservar su calzoncillo blanco intacto por tantos años. Así son los niños, con su pensamiento concreto. 

Riki Tiki Tavi, el valiente mangusto que enfrento al macho cobra real salvando la vida de una familia humana quienes le dieron amor — el amor sí que mueve el mundo y cambia la gente. Este cuento para niños, mucho más profundo si lo leemos de adultos, es uno de mis hermosos recuerdos de la maternidad — nunca fui una buena madre, siempre sobreprotectora y miedosa que trasmitia las preocupaciones  a mi hermoso bebé presentando el mundo como un lugar incierto y no muy seguro.

Рикки-Тикки-Тави (1965) — смотреть онлайн — КиноПоиск

Y no me gustaba jugar. En lugar de jugar, le leía libros :). Al menos, fui honesta — no sé, de verdad, si estaba bien de todo, pero le mostré como soy y cómo es mi mundo. Cuando recuerdo aquellos años compartidos con mi niño maravilloso, recuerdo el cuento de Rudyard Kipling — Riki Tikki Tavi. 

2 comentarios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s